miércoles, junio 09, 2004

La tranquilidad que da tener trabajo

Wow! Me acaba de llamar Alison, mi supervisora de AWID, desde Toronto, Canadá, para decirme que me renuevan mi contrato por un año... Puedo respirar un poco más tranquila!!
Justo hoy cumplo un año de laburar con esa organización, pero los contratos se fueron revisando cada tres meses.
Es para brindar. Sí. Sí.
Me gusta producir el boletín en español. Es todo un desafío, cada semana. Puedo decir que me siento orgullosa del trabajo que hago.


1 comentario:

ZEN_ic dijo...

No se abolio la esclavitud, se redujo a 8 horas diarias.

En 1885, una circular recorrió de mano en mano las filas del proletariado en Estados Unidos. Con las siguientes palabras, hizo un llamamiento a realizar acciones de toda la clase el 1° de mayo de 1886: "Un día de rebelión, no de descanso! Un día no ordenado por los voceros jactanciosos de las instituciones que tienen encadenado al mundo del trabajador. Un día en que el trabajador hace sus propias leyes y tiene el poder de ejecutarlas! Todo sin el consentimiento ni aprobación de los que oprimen y gobiernan. Un día en que con tremenda fuerza la unidad del ejército de los trabajadores se moviliza contra los que hoy dominan el destino de los pueblos de toda nación. Un día de protesta contra la opresión y la tiranía, contra la ignorancia y la guerra de todo tipo. Un día en que comenzar a disfrutar `ocho horas de trabajo, ocho horas de descanso, ocho horas para lo que nos dé la gana' "

El l° de mayo de 1886, una huelga general estalló por todo Estados Unidos. En pocos días culminó en los sucesos por siempre asociados con el nombre Haymarket. En 1889, el congreso fundador de la nueva Segunda Internacional marxista declaró el Primero de Mayo un día para acciones mundiales del proletariado.